Los Xenebos

Físicamente los xenebos son muy semejantes a los mawam, con la única diferencia de que sus lomos se pueden observar uno o varios cristales de color rojizo. Esto es así porque una identidad xenebos es el resultado de la simbiosis entre un hospedero mawam y un cristal xen.

Los cristales xen miden entre cinco y treinta centímetros de largo con grosores variables, formados principalmente por silicatos. Separados de su hospedero mawam los cristales xen son absolutamente inertes aunque en su interior pueden contener enormes cantidades de información codificada.

Una vez conectado al sistema nervioso de un mawam la información contenida en el cristal se activa y toma control de su hospedero. En este proceso tanto la conciencia mawam como los patrones de personalidad almacenados en el cristal se ven modificados y de ellos emerge una identidad nueva, que es el xenebos como tal.

Se desconoce el origen de los cristales xen y como se relacionaron por primera vez con los mawam. Mucho de la historia de los xenebos se ha perdido incluso para ellos mismos luego de dos grandes migraciones en las que han debido abandonar sus hogares ancestrales como consecuencia de la guerra. En ambas ocasiones han permanecido viajando a velocidades relativistas durante largos periodos de tiempo, cientos de millones de años para un observador externo, antes de volver a establecerse en algún rincón del universo que les ofrezca seguridad.

Por esta razón los xenebos han desarrollado una conducta aislacionista. No gustan de relacionarse con otras especies y mantienen los contactos al mínimo requerido para precisamente dejar en claro que no quieren visitantes.

Hace unos cuatrocientos millones de años se establecieron en la región que ocupan actualmente y hace menos de diez millones de años que el Imperio Ao hizo contacto con ellos luego de descubrir una grieta espacio-temporal en el Espacio Valhalla y que los condujo hasta el Espacio Xenebos.

Desde entonces solo mantienen una pequeña embajada en el Imperio Ao y un escaso intercambio comercial con los enendar.

Image credit: Crystal of red topaz at the British Natural History Museum. Aramgutang, Wikipedia Commons

Licencia Creative Commons
El Último Horizonte de la Noche por Rodrigo Juri se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra en rodjuri.wordpress.com.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s